El paso elevado del metro de la Ciudad de México se derrumba sobre la carretera; 23 muertos

CIUDAD DE MÉXICO – Una sección elevada del metro de la Ciudad de México se derrumbó y envió un vagón del metro hacia un concurrido bulevar el lunes por la noche, matando al menos a 23 personas e hiriendo a unas 70, dijeron funcionarios de la ciudad. Los equipos de rescate registraron durante horas un automóvil que quedó colgando del paso elevado en busca de alguien que pudiera estar atrapado.

Sin embargo, esos esfuerzos se suspendieron la madrugada del martes debido a preocupaciones de seguridad para quienes trabajan cerca del automóvil que cuelga precariamente. Se trajo una grúa para ayudar a apuntalarlo.

«No sabemos si están vivos», dijo la alcaldesa Claudia Sheinbaum sobre las personas posiblemente atrapadas dentro del automóvil luego de uno de los accidentes más mortales en el sistema de metro de la ciudad, que se encuentra entre los más transitados del mundo.

Sheinbaum dijo anteriormente que alguien había sido sacado con vida de un automóvil que estaba atrapado en la carretera de abajo. Dijo que 49 de los heridos fueron hospitalizados y que siete estaban en estado grave y sometidos a cirugía.

“Desafortunadamente, hay niños entre los muertos”, dijo Sheinbaum, sin especificar cuántos.

El paso elevado estaba a unos 5 metros (16 pies) por encima de la carretera en el municipio de Tlahuac, pero el tren pasaba por encima de una franja mediana de hormigón, lo que aparentemente redujo las bajas entre los automovilistas en la carretera de abajo.

“Una viga de soporte cedió” justo cuando el tren pasaba sobre ella, dijo Sheinbaum.

El Metro de la Ciudad de México ha tenido al menos dos accidentes graves desde su inauguración hace medio siglo. En marzo del año pasado, una colisión entre dos trenes en la estación de Tacubaya dejó un pasajero muerto y 41 personas heridas. En 2015, un tren que no se detuvo a tiempo se estrelló contra otro en la estación de Oceanía, hiriendo a 12.